Make your own free website on Tripod.com

Principal
Arriba
biografías
inventos
midis
magia
horoscopo

                

 

 

webmaster:
ofelia_trillo@hotmail.com



LOS DOGON

 

DOGONSIRIO A Y B

zona dond estaban

dibujo dogon

un dogon

 

LOS DOGON

 

Los dogon son un pueblo que se localiza en la actualidad en la República del Malí (África Occidental), en la zona conocida como el Sahel, en la altiplanicie de Bandiagara. Su historia y tradiciones no dejarían de pasar desapercibidas al resto del mundo si en el año 1.951 los antropólogos franceses Marcel Griaule y Germaine Dieterlen no hubiesen publicado un trabajo titulado "Un sistema sudanés de Sirio", en el cual hacian un estudio sobre cuatro núcleos tribales sudaneses para averiguar el alcance de sus conocimientos ancestrales acerca del sistema estelar de Sirio.En su estudio los dogon aseguraban conocer la existencia de una estrella (Sirio B) que es imposible de ver a simple vista. Existía pues, la circunstancia de que los dogones conocían Sirio B, siendo conscientes además de que era invisible. Los dibujos representativos que hacen de la órbita de Sirio B, alrededor de Sirio A, son exactamente idénticos a los del moderno diagrama astronómico. También aseguran que Sirio B, es una estrella muy pequeña. La llaman "Po Tolo", "tolo" significa estrella y "po" el nombre de la semilla más pequeña, que los especialistas en botánica denominan "digitaria". La astronomía oficial sabe que Sirio B es una "enana blanca", una estrella muy pequeña y muy pesada. Conocen también la existencia de Sirio C a la que llaman "emme ya". Los dogones celebran cada 50 años una fiesta que denominan "sigui", determinada por la rotación de Po Tolo alrededor de Sirio A. Cada jefe dogon tenía que preparar para cada fiesta, un recipiente impermeable en el que hacía fermentar la primera cerveza ceremonial a consumir en los festejos, un solo recipiente ritual en común, que una vez finalizada la fiesta, era colocado en la viga principal de la vivienda del jefe dogon, en donde se sumaba a los de fiestas precedentes. Los dogones aseguran que todos sus conocimientos proceden de unos seres llegados del sistema de Sirio, que denominan "Mommos", que descendieron a la Tierra en un "arca", que al aterrizar giraba y volteaba en el aire, siendo roja como el fuego inicialmente, y volviéndose blanca cuando aterrizó.Por primera vez, en el año 1.862, el astrónomo americano Alvan Clark logró ver en la estrella de Sirio, que no era sólo una, sino dos estrellas. de diámetro pudo distinguir a la que fue conocida desde ese mismo momento como Sirio B. Posteriormente, en una época mucho más reciente, se detectó la existencia de una tercera estrella que completaba el sitema de Sirio, Sirio C, la "emme ya" de los dogones.Todos estos conocimientos del pueblo dogon, extraídos a lo largo del trabajo de muchos años de Marcel Griaule y Germaine Dieterlen, fueron lanzados al conocimiento público en el año 1.975 por el francés Eric Guerrier y por el estadounidense Robert K.G. Temple.Que un hombre de ciencia como Marcel Griaule (1.898-1.956) extrajera esta información tan revolucionaria, despertó de inmediato entre sus compañeros todo tipo de rechazos. Pionero de los estudios etnográficos en África, primer catedrático de etnología de la Universidad de la Sorbona, consejero de la Unión Francesa, Presidente de la Comisión de Asuntos Culturales... y un largo etcétera de títulos honoríficos, no fué razón suficiente para que sobre este hombre no se lanzasen todo tipo de sospechas de fraude, basadas en un "terrible delito", su gran afición a la astronomía.Poco importa que, a pesar de la gran catidad de páginas del que constaba su largo trabajo sobre los dogon, iniciado en el año 1.931, sólo dedicara un capítulo al conocimiento de Sirio, y que fuese su compañera Germaine Dieterlen quien lo publicara varios años después de la muerte de Marcel Griaule. Gran cantidad de antropólogos como Van Beek, Jacky Boujou, Paul Lane, etc, han tratado de verificar los trabajos de Marcel Griaule varios años despues de su muerte. Ninguno ha logrado los resultados alcanzados por Griaule. Esta circunstancia ha servido para desprestigiar todo su trabajo. Este conocimiento sólo está al alcance de muy pocos miembros de la comunidad dogon, una casta sacerdotal que guarda celosamente todo el origen de sus costumbres y tradiciones. Marcel Griaule recibió un conocimiento secreto que le ha sido negado a otros. Ahora falta por ver si cuando estos mueran, también son acompañados a su última morada por docenas de miles de dogon en señal de luto y respeto hacia su figura, como lo fué Marcel Griaule en 1.956.Otros críticos han prescindido en atacar la figura de Griaule, conscientes de su intachable carrera profesional, y han preferido desarrollar la hipótesis de la "asimilación cultural". Esta teoría señala la posibilidad de que en algún momento después del descubrimiento de Sirio B en 1.862, algún grupo de misioneros europeos hablase a los dogon de que Sirio, la estrella más brillante de todo el firmamento, era en realidad un sistema doble, y que éstos asimilasen dentro de su cosmogonía esta circunstancia. O también que algún estudiante dogon de viaje por Europa regresase con estos mismos conocimientos, introduciéndolos en sus tradiciones y creencias.Esta teoría parece ignorar la existencia de Sirio C, descubierto muy recientemente (1.995), amén de ser excesivamente rebuscada.