Make your own free website on Tripod.com

Principal
Arriba
biografías
inventos
midis


magia


horoscopo

                

 

 

webmaster:
ofelia_trillo@hotmail.com



 

UNO DE LOS RITOS MAGICOS

 

 

 

 

El particular estilo de los rituales incas, se aplicaba en funcion de las dolencias de los afectados, y es singular que para cada mal tenian sus propios ritos y al mismo tiempo existia una especie de piramide al aplicar las diversas curaciones, siempre en funcion de lo delicado y grave de la dolencia.Este rito el denominado "Jani-Kayaqui" era utilizado en los casos particularmente graves que ellos denominaban "Perdida del Alma". Se aplicaba sobre dolencias que generalmente iban acompaņadas de desazon y temblores fuertemente violentos que hacian creer a los familiares del afectado que el fin estaba proximo y casi sin remedio.El "Jani-Kayaqui" venia a ser como una llamada desesperada al alma es decir "La llamada al Alma", y se practicaba precedido de un "Shokma" del que ya hemos hablado. Generalmente lo practicaba "Una Curandera" y se precedia del famoso "Baņo de Flores". Tambien se le lanzaba al enfermo polvo recogido de los muros y de los tejados de los molinos, ya que junto al polvo de la tierra, quedaban tambien restos de lo que se podian denominar cosechas.La curandera realizaba primeramente "El signo de Protecion" sobre el enfermo, una especie de cruz, despues sobre la mezcla preparada de flores, polvo y hojas de varias especies del lugar reunidas sabiamente volvia a lanzar el signo protector sobre estos productos.Se pronunciaba una hermetica y larga plegaria, para a continuacion comenzar la parte ritual de "consagracion" la cual efectuaba lanzando humo de un gran cigarro sobre todos los lugares de la estancia en que se efectuaba el rito. Este punto de consagracion recibia el nombre de "Jayape".La curandera proseguia con unas palabras magicas, que eran repetidas por todos los que presenciaban la ceremonia con suma devocion. Despues tomando la pocima y esforzandose solo en pensar en la curacion de aquella persona repartia el unguento por todas las partes del cuerpo del o la afectada, descendiendo suavemente de la cabeza a los pies.La ceremonia continuaba y se oian las palabras de la curandera:"Ahora yo me voy a "Pumacayan" a buscar tu "Jani" cuando vuelva a tu cuerpo el Jani, tu te curaras y volveras a sentirte bien y fuerte como antes. Esperalo con atencion sin hablar y sin moverte, si quieres ser curado. Maņana estaras curado."Entonces la curandera abandonaba el lugar y de noche salia con todo el material utilizado y con un ropaje del enfermo. A lo largo de su camino, la curandera o el curandero, no cesaba de ir agitando esta ropa en linea continua, y tambien esparciendo flores y harina, afin de que cuando el Jani volviera hacia el cuerpo del enfermo pudiera orientarse facilmente. Cuando la curandera llegaba a un cruce de caminos efectuaba con la harina un trazo de una cruz, para que el jani no se volviera atras o se despistase. Al llegar al lugar escogido se rezaban oraciones ya preparadas como el "Auquillitu" o el "Nokallami" en el mismo momento que sobre la tierra lanzaba con una especie de hisopo, aguardiente, tirando tambien alrededor suyo trozos de la coca que habia ido mascando, y los restos de ceniza y de la colilla del cigarro usado en la anterior ceremonia.Despues en voz alta pedia nombrando el nombre del enfermo que le fuera devuelta el alma, y trazando otro signo de la cruz y tomando iniciaticamente el ropaje del enfermo y sosteniendolo por las mangas, lo exponia varias veces a todos los puntos cardinales, incidiendo en la plegaria.Despues volvia por el mismo camino que habia recorrido manteniendo en alto el vestido del enfermo hasta de llegar de nuevo a la casa, sin cesar de repetir las mismas invocaciones y plegarias. Era muy importante que la curandera en el camino de vuelta no se encontrara con nadie, teniendose tambien que guardar un recogido silencio. Era tambien de menester que las puertas de la casa hubieran permanecido abiertas de par en par para dar toda clase de facilidades al alma a volver al cuerpo del infeliz,Convenia tambien que el enfermo estuviera profundamente dormido, principalmente por que se le habia dado a beber una pocima con sustancias para permanecer dormido, ya que si este estuviera despierto el proceso no podria terminar bien.Entonces la hechicera o curandera se extendia toda a los pies del enfermo y ponia el vestido usado en el trayecto y en la invocacion junto a los pies del mismo, y se decia que era por alli donde el alma volvia al cuerpo del enfermo.Una vez efectuada la ceremonia, la curandera se retiraba silenciosa y cuidadamente, hacia atras poco a poco sin hacer ruido, y abandonaba la morada por otra puerta de la que habia anteriormente salido y entrado, todo ello para no enturbiar el "regreso".Entonces en el patio, la curandera y los familiares del enfermo, comian la llamada "mazamorra" que no era otra cosa que un hervido de maiz y se consumia aguardiente. A partir de entonces el enfermo continuaba descansando hasta el nuevo dia y generalmente aparecia curado.Casi siempre el enfermo durante el tiempo que habia dormido, habia soņado con algun animal. cosa que no era ningun problema si este animal era un animal domestico. Pero si habia soņado con algun animal feroz y salvaje existia casi certeramente la posibilidad de que todo el ritual hubiera sido en vano y nada se hubiera conseguido.Para concluier este articulo habria que hacer notar, que los rituales tenian sus variantes en funcion de la region en la que se efectuaban, y que los hechiceros variaban partes del ritual en funcion del grado de intensidad de la dolencia del enfermo.